SBS realiza tradicional fiesta navideña para refugiados e inmigrantes sirios

Un Bazar de Ropa, piscina, comidas, dulces árabes y una tarde llena de sorpresas y sana convivencia se vivió en la ya tradicional celebración de navidad que organiza la Sociedad de Beneficencia Siria, y las Damas Sirias, en el Estadio Sirio.

Durante la actividad se entregaron regalos para todos los inmigrantes y refugiados sirios (incluidos las familias recientemente reasentadas por el programa de Gobierno) más una entretenida tarde al aire libre, con la fabulosa participación de la Orquesta del Oriente, tradicionales cantos en árabe y sobre todo, mucho tiempo para compartir.

Esta actividad se llevó a cabo -en gran parte- gracias al esfuerzo en conjunto con muchos voluntarios, que de manera anónima se unieron para participar de esta tradicional celebración.

Amar Hasan, un inmigrante llegado hace un poco más de un año agradeció esta celebración, y señaló “tengo en mi corazón un sentimiento lleno de amor por Chile y los chilenos”.

Otro de los participantes en el evento, acotaba que fue emocionante ver como llegaban dos buses provenientes de Villa Alemana y Macul, y se dispersaban en las dependencias del estadio.

Según el Director de la Clínica Siria, Claudio Simón, “esta fiesta se ha construido a partir de la multiculturalidad de sus participantes, una particular forma de celebrar, en la que también ha influido el carácter cosmopolita de la zona”.

La coordinación del estuvo a cargo de May Gutierrez, de la Sociedad de Beneficencia Siria, quien informó que esta fecha es una de las más esperadas para los integrantes del equipo de voluntarios. “Se vienen preparando hace más de un mes, para que todo resulte a la perfección”, sostuvo.

Mención especial para la ardua colaboración las Damas Sirias, y el grupo de voluntarios, que fueron los encargados de darle forma a este evento tan importante para estrechar lazos en todos sus participantes.

El evento además contó con la participación de directores de la Sociedad de Beneficencia Siria, Damas Sirias y el Estadio Sirio, en conjunto con el grupo de voluntariado que sumados a los participantes casi bordearon las doscientas personas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *